Curiosidades 

Encuentran restos de materia orgánica extraterrestre en Sudáfrica

Un grupo de científicos que se encontraban investigando en las montañas de Makhonjwa en Sudáfrica, afirman haber encontrado rastros de evidencia de materia orgánica extraterrestre enterrada en sedimentos volcánicos desde hace más de 3.300 millones de años.

«Esta es la primera vez que encontramos evidencia real de carbono extraterrestre en rocas terrestres», explicó la astrobióloga Frances Westall, del Centro para Biofísica Molecular del CNRS en Francia.

El abastimiento de estas rocas, puede reforzar la teórica de que la vida no se originó en la tierra, sino, que llegó a través de los millones de meteoritos que se han estrellado en el planeta desde su creación.

La muestra fue encontrada en un depósito volcánico llamado Josefsdal Chert, que forma parte de la región de las montañas Makhonjwa, Westall y su equipo descubrieron una capa de roca de 2 mm de espesor caracterizada por dos señales «anómalas» .

Loading...

Usando la espectroscopia de resonancia paramagnética electrónica (EPR), los investigadores encontraron que la roca de 3.3 mil millones de años contenía dos tipos de materia orgánica insoluble, los cuales sugieren orígenes extraterrestres (la materia orgánica extraterrestre más antigua jamás identificada).

Sin embargo, los científicos siguen investigado. «Por un lado, la materia orgánica hidrogenada puede sobrevivir solo si la temperatura de la materia que cae no excede unos pocos cientos de grados. Por otro lado, las espinelas cósmicas están formadas por un alto grado de fusión del objeto, ya que cae hacia La superficie de la tierra

En su hipótesis, los investigadores proponen que las consecuencias de una lluvia de micrometeoritos podrían haberse mezclado en la atmósfera con nubes de ceniza volcánica, y a medida que la materia descendía lentamente hacia la superficie de la Tierra, se conservaban rastros de carbono extraterrestre junto con espinelas cósmicas recién formadas, y Juntos conservados durante miles de millones de años.

«La materia orgánica de los meteoritos ricos en carbono debe haber estado lloviendo a un ritmo bastante alto», dijo Westall.

Loading...

Contenido Relacionado